siguenos en facebook siguenos en Google+ siguenos en Twitter
VIERNES, 21 DE September DEL 2018 Ultima Actualizacion 6:02PM

18 meses de prisión preventiva para el “Monstruo del Baratillo

2018-09-13 20:43:53

Sujeto abusó de al menos 6 niñas en baños públicos y su casa

La Corte Superior de Justicia de Cusco ordenó 18 meses de prisión preventiva de la libertad pata Braulio Contreras Quiñones (56), conocido como “tío”, al ser acusado de ultrajar a niñas en baños públicos y su habitación, además de fotografiarse y filmarse con una cámara.

La fiscal Marisol Carhuarupay de la Fiscalía Penal de Santiago, expuso los presuntos delitos contra la libertad sexual y pornografía infantil en reserva (al ser un caso delicado), posteriormente señaló que estarían ante un tipo que comete violaciones en serie.

Asimismo refirió que a éste se le incautaron memorias de almacenamiento masivo con imágenes en las que abusaba de las menores en distintos lugares, incluso de algunas de ellas no sabe aún quienes son sus padres, no obstante complican la situación legal del sujeto.

Como se recuerda, el presunto violador fue capturado el fin de semana en la conocida feria “Sábado Baratillo” después seguimientos de agentes de la División de Investigación Criminal (Divincri) por la denuncia de una persona que encontró la cámara fotográfica en la feria.

La memoria del aparato tenía videos en los que el tipo se aprovechaba de niñas de 5 y 9 años de edad, evidencias que permitieron una minuciosa investigación con la subsecuente captura de Contreras Quiñonez que se dedicaba a la venta de bienes de segundo uso.

Estas diligencias también permitieron ubicar a las pequeñas y sus madres, también vendedoras de artículos de segundo uso en el centro comercial informal. No obstante faltan ubicar a los padres de las tras agredidas.

Todas estas pequeñas serían del entorno cercano del “Tío” las mamás le confiaban, aparentemente, el acercamiento sin percatar que las violaría, éste hacía regalos con el fin de ganarse la confianza incluso con paseos fuera de casa.

Durante el traslado a la carceleta del palacio de justicia y posteriormente al penal de Qenccoro, el sujeto pedía que se remitan a las pruebas, no reconocía los vejámenes, pese a las pruebas contundentes que mantiene el Ministerio Público.

MAS NOTICIAS