siguenos en facebook siguenos en Google+ siguenos en Twitter
MIRECOLES, 13 DE December DEL 2017 Ultima Actualizacion 6:02PM

Clausuran antro que funcionaba bajo el nombre del “Congreso” donde se encontró a cinco niños

2017-12-05 20:26:01

Pequeños estaban en medio de una veintena de alcohólicos e intentaron huir durante el operativo

Un verdadero cuchitril, eso es lo que era un cuartucho ubicado en el Pueblo Joven Construcción Civil, en el distrito de Santiago, donde las 24 horas del día vendían alcohol y tragos adulterados en medio de un ambiente lóbrego y hasta tenebroso donde, lo peor que se pudo descubrir, es que cinco niños  permanecían en medio de los borrachos, poniendo en riesgo su inocencia y su integridad.

Estos pequeños, cuya madre se embriagaba en el ófrico local, intentaron huir con la ayuda de uno de los agentes de seguridad ciudadana del Santiago, una persona que responde al nombre de Zenón, pero finalmente las autoridades que intervinieron el antro pudieron ubicarlos ocultos y se pudo determinar  que se trataba de tres mujercitas y dos varoncitos cuyas edades oscilaban entre los 12 hasta los tres añitos.

El inmueble donde se ubica el local, pertenece a  Emilia Monroy Mandujano, se halla en la parte alta y a espaldas del cementerio, ella lo alquiló a una mujer que era la que conducía el negocio. Según los vecinos el antro funcionaba las 24 horas del día y como carecía de luz, por las noches robaban energía del vecino.

Todos los conocían como el “Congreso” y solo podían acceder los conocedores, puesto que funcionaba a puerta cerrada. Carecía de servicios higiénicos por lo que los “congresistas”, tanto varones como mujeres, orinaban en dos baldes que se hallaban prácticamente en la vía pública.

El operativo de clausura se desarrolló a las 9:45 de la mañana de ayer, al respecto el  gerente de Servicios Municipales de Santiago, Darío Chacón Cárdenas, precisó:

“Se detectó gente de mal vivir, unos 20 entre varones y mujeres; 8 de ellos indocumentados, igualmente se descubrió a cinco niños que se encontraban en medio de los borrachos y corrían serio peligro de ser abusados. En el cuartucho había también dos camas”. El antro hacía honor a su nombre: “Congreso”.

MAS NOTICIAS