siguenos en facebook siguenos en Google+ siguenos en Twitter
MARTES, 12 DE December DEL 2017 Ultima Actualizacion 6:02PM

Bellas mujeres, con infanta en brazos, habían sustraído un celular de perfumería

2017-10-05 19:33:40

A balazos un suboficial de la Policía Nacional del Perú interceptó a una presunta banda delincuencial que utilizaba a una niña, de solo dos años de edad, para cometer hurtos en establecimiento comerciales; el último fue alrededor de las 09:40 horas de ayer en el distrito de San Jerónimo. RECUENTO La tranquilidad del sur de la ciudad de Cusco, fue irrumpida por la llegada de un auto plateado que varó en la Av. Macco Ccapaq cerca de la tienda “Perfumería y Regalos” que funciona en la vivienda Nro. 91, de esta descendieron dos agraciadas jóvenes, una llevaba a una risueña bebé. Las mujeres ingresaron raudas para hacer compras, una preguntó por un producto para distraer al propietario Fredy V.C. (38) y la otra se acercaba sospechosa a la caja. Las tenderas iban aparentemente por un botín y al no lograr, por la desconfianza que denotaron, solo se llevaron un teléfono. Éstas, como si nadie se hubiese dado cuenta, se subieron al auto que de inmediato emprendió la huida. Una transeúnte que se percató anotó la placa de rodaje y lo mismo hizo Fredy al ver que su aparato ya no estaba sobre la vitrina; se trataba del X2S-226 que según la Sunarp le pertenece a la pareja de ciudadanos Marcos Tomaylla Huillca y Petronila Moncada. En ese momento Fredy se desesperó, no supo qué hacer hasta que apareció un patrullero de seguridad ciudadana, con un sereno y un policía de la comisaría de San Jerónimo, los agentes lo acudieron y con él protagonizaron una espectacular persecución por la vía Cusco-Sicuani. EN SAYLLA Al llegar al sector de Angostura y aproximarse al cruce con la vía férrea, el suboficial Vidal Pompilla, que ya había coordinado con el mayor PNP Nixon Chavesta La Madrid comisario de San Jerónimo el “plan cerrojo” en Saylla, intuyó que los tipos pudieran regresar, el cual no lo permitió. A lo lejos vio que el auto no se aproximaba a la comisaría de Saylla por el plan en marcha, entonces dio la vuelta en “U” en la Av. Cusco, momento que le valió a Vidal Pompilla para descender del patrullero, sacar su arma de fuego y hacer disparos al aire, antes gritó a que se entreguen. La escena era sacada de una película. Los tipos que serían identificados como, Carlos Alberto Huamán Ojeda (30) de Cusco y Fredy Fernando Cárdenas Ángulo (28) de Lima, descendieron e intentaron correr, hecho que evitaron el suboficial y el sereno Livio Chamorro, ambos se abalanzaron sobre estos para detenerlos. En cuanto a las mujeres, una de ellas posiblemente la cabecilla, optaron por quedarse dentro del vehículo, esta circunstancia dejaba atónito a Fredy que acompañó la tensa operación. La policía de Saylla apoyó en la retención de la presunta banda que fue llevada a la comisaría de San Jerónimo. Aquí las mujeres serían identificadas como, Xiomara Jackeline Mancilla Miranda y Zulma Janet Ruiz Díaz, ambas de 22 años naturales de Cusco. Una de ellas sería la madre de la pequeña a quien utilizaba para hacerse pasar de abnegada madre. Fredy relató en la dependencia los momentos que atravesó y agradecía al personal policial por la rápida acción y la espectacular detención. En tanto los presuntos delincuentes pasaron uno a uno para ser investigados por el presunto hurto del celular valorizado en mil 400 soles. El mayor Nixon Chavesta La Madrid dio a conocer los avances preliminares de la fechoría de estas cuatro personas y lamentó que utilizaran a una inocente bebé, además señaló que el plan cerrojo resultó positivo para frenar un acto delincuencial.

A balazos un suboficial de la Policía Nacional del Perú interceptó a una presunta banda delincuencial que utilizaba a una niña, de solo dos años de edad, para cometer hurtos en establecimiento comerciales; el último fue alrededor de las 09:40 horas de ayer en el distrito de San Jerónimo.

RECUENTO

La tranquilidad del sur de la ciudad de Cusco, fue irrumpida por la llegada de un auto plateado que varó en la Av. Macco Ccapaq cerca de la tienda “Perfumería y Regalos” que funciona en la vivienda Nro. 91, de esta descendieron dos agraciadas jóvenes, una llevaba a una risueña bebé.

Las mujeres ingresaron raudas para hacer compras, una preguntó por un producto para distraer al propietario Fredy V.C. (38) y la otra se acercaba sospechosa a la caja. Las tenderas iban aparentemente por un botín y al no lograr, por la desconfianza que denotaron, solo se llevaron un teléfono.

Éstas, como si nadie se hubiese dado cuenta, se subieron al auto que de inmediato emprendió la huida. Una transeúnte que se percató anotó la placa de rodaje y lo mismo hizo Fredy al ver que su aparato ya no estaba sobre la vitrina; se trataba del X2S-226 que según la Sunarp le pertenece a la pareja de ciudadanos Marcos Tomaylla Huillca y Petronila Moncada.

En ese momento Fredy se desesperó, no supo qué hacer hasta que apareció un patrullero de seguridad ciudadana, con un sereno y un policía de la comisaría de San Jerónimo, los agentes lo acudieron y con él protagonizaron una espectacular persecución por la vía Cusco-Sicuani.

EN SAYLLA

Al llegar al sector de Angostura y aproximarse al cruce con la vía férrea, el suboficial Vidal Pompilla, que ya había coordinado con el mayor PNP Nixon Chavesta La Madrid comisario de San Jerónimo el “plan cerrojo” en Saylla, intuyó que los tipos pudieran regresar, el cual no lo permitió.

A lo lejos vio que el auto no se aproximaba a la comisaría de Saylla por el plan en marcha, entonces dio la vuelta en “U” en la Av. Cusco, momento que le valió a Vidal Pompilla para descender del patrullero, sacar su arma de fuego y hacer disparos al aire, antes gritó a que se entreguen. La escena era sacada de una película.

Los tipos que serían identificados como, Carlos Alberto Huamán Ojeda (30) de Cusco y Fredy Fernando Cárdenas Ángulo (28) de Lima, descendieron e intentaron correr, hecho que evitaron el suboficial y el sereno Livio Chamorro, ambos se abalanzaron sobre estos para detenerlos.

En cuanto a las mujeres, una de ellas posiblemente la cabecilla, optaron por quedarse dentro del vehículo, esta circunstancia dejaba atónito a Fredy que acompañó la tensa operación. La policía de Saylla apoyó en la retención de la presunta banda que fue llevada a la comisaría de San Jerónimo.

Aquí las mujeres serían identificadas como, Xiomara Jackeline Mancilla Miranda y Zulma Janet Ruiz Díaz, ambas de 22 años naturales de Cusco. Una de ellas sería la madre de la pequeña a quien utilizaba para hacerse pasar de abnegada madre.

Fredy relató en la dependencia los momentos que atravesó y agradecía al personal policial por la rápida acción y la espectacular detención. En tanto los presuntos delincuentes pasaron uno a uno para ser investigados por el presunto hurto del celular valorizado en mil 400 soles.

El mayor Nixon Chavesta La Madrid dio a conocer los avances preliminares de la fechoría de estas cuatro personas y lamentó que utilizaran a una inocente bebé, además señaló que el plan cerrojo resultó positivo para frenar un acto delincuencial.

MAS NOTICIAS